Propósitos con poso

¿Cuántos propósitos de la lista típica que hacemos cada enero hemos cumplido en los últimos años? 

2020 no
cuenta, que hubo una pandemia universal... 2021 tampoco… que la cosa no se llegó a solucionarse del todo… 

2022… es nuestro año 🤘


En 2022 voy a beber menos (que las resacas cada vez pegan más fuerte), voy a mazarme en el gym; dejar las redes sociales por la noche, cuando voy 🔥, o cuando voy 🥴; voy a leer, meditar - que está de moda -, pasar más tiempo con la familia, comer mejor, buscar curro nuevo…

Tenemos por delante 12 meses; un lienzo en blanco para poder dibujarnos como siempre quisimos.  Eso sí, según cómo lo abordemos… nos podemos estar auto-saboteando de primeras; haciéndonos trampas al solitario… y sin ser conscientes de ello.  

Por eso, hoy te contamos las típicas cagadas que todos cometemos cuando hacemos listas de propósitos y cómo evitarlas. 

1. Huye de los plazos largos, mejor metas MUY cortas

Un estudio reciente demostró la relación entre procrastinar (o sea, no hacer ni el huevo) y marcarse objetivos a medio/largo plazo (ej. voy a tener fuck body en junio). 

Las fechas demasiado futuras, eliminan la urgencia de actuar y nos incitan a parar.  

No es que te falte motivación. Es que tu cuerpo, desde los tiempos históricos de nuestro cerebro reptiliano, está diseñado para que priorices descanso sobre acción. La motivación de huir de un T-Rex que te persigue es un arma biológica maravillosa… pero no puedes confiar solo en ella (sobretodo en que sea consistente) para tener resultados en el largo plazo.  

¿Cómo combatir la falta de motivación futura que TE VA A PASAR COMO A TODO EL MUNDO? pues empezando siempre por hábitos microminúsculos (ej. voy a hacer una flexión al día, luego dos, luego tres, luego cuatro) , que sea casi imposible no hacer… y siempre celebrándolo - aunque sea con una pequeña danza de la victoria - después (que al final no somos tan distintos a los perretes y así se nos van fijando las cosas al cerebro).   

Vamos, lo que viene siendo bajarte de la parra y haciendo camino al andar, paso a paso

2. Eres insignificante para el universo… así que empieza a pensar en ti

Todos en algún momento hemos pensado en nuestro “propósito”; en nuestro ‘legado’ ; en nuestra ‘misión’... (muy de película todo) ... 


Y nos comparamos con gente que consideramos “exitosa” porque tienen muchas cosas (dinero, coches, viajes, …), follan mucho, o salen en la tele y prensa. 

Ahora bien, a lo largo de la humanidad, ha habido 100 billones de hombres y mujeres. Verdaderamente ricos, unos 2.700. Y verdaderamente relevantes tipo Leonardo o Einstein… 100 como mucho (incluso un Tim Cook será olvidado igual que el nombre que inventó el gramófono)  

El punto es: tú eres alguien muy pequeñito e insignificante en el mundo y en la historia 

 ¿Qué agobio?  dirás… 
 ¡Todo lo contrario!- ¡qué liberador y empoderador!

Primero, pensar así te ayuda a rebajar las expectativas sobre lo que tú consideras éxito.

Segundo, si al mundo no le importas… ¿por qué no empezar a pensar en hacer feliz a quien de verdad sí? Esto es, ¿a ti mismo? 

Esto no va de posteridad, futuro y pirámides; va de que seas feliz con objetivos realistas y deseables. De emprender casi cualquier carrera o hobby si hace un poco más felices a las personas a las que te rodean y a ti mismo 

3. Si el mundo parara… ¿qué dejarías de hacer? ¿qué mantendrías y qué harías nuevo?

¿Alguna vez pensaste “qué pasaría si el mundo se paralizara de la noche a la mañana”?  


Pues bien, el mundo li-te-ral-men-te se paralizó de la noche a la mañana en marzo de 2020. Lo que nos dio tiempo para ver lo que estaba bien… Y lo que no. En nuestras vidas y en general.

Para muchos, lo que estaba mal era: todo. Sobre todo, el trabajo y esta presión para ser hiperproductivos. Sólo el pasado noviembre más de 4,5 millones de estadounidenses dejaron su trabajo porque sí, porque estaban hartos. El fenómeno se llama La Gran Renuncia.

La gente ha petado. Global y personalmente. No te estamos animando a que abandones todo, sino a que le des un poco al mood de ‘repensar’ y volver a los básicos. No a asumir que todo tiene que seguir igual que el año pasado… sino a que tienes poder para quitar cosas, cambiar otras y añadir nuevas.   

Para hacer espacio a lo nuevo… muchas veces tienes que tirar o cambiar cosas viejas de sitio.

Conclusión: para 2022 queremos propósitos con poso

Nuestro plan para 2022 es claro: más slow-life, más mirarse a uno mismo, menos pensar en la posteridad (o en tu jefe, o en tu empresa, o en ese informe que está por mandar), menos vivir aceleradamente con deadlines que no vas a cumplir… Y más chill.

Si 2022 te tiene que traer algo que no sea ni una úlcera ni una depresión. Que sea ser normal; bien; feliz. 

Nuestra propuesta de propósitos para 2022 es menos ambiciosa y megalómana. Fuera las listas, los KPIs, los cuadernos y los sistemas que te venden por Instagram para cambiar tu cuerpo y alma en 60 días.

Va más de una actitud vital (ande yo caliente…) y de dar pasitos pequeños día a día.  ¿Si todo falla?, a volver a empezar, donde lo dejamos, al día siguiente 

P.d. Si te apetece empezar con el autocuidado de la piel este Enero, no por imposición sino por decisión propia, puedes darle un try al megazord de productos Siwon. El "Head Turner Set" viene con:  

  • Handsomefyer para lucir pibonéxico en tus planes, 
  • Dragon Shot para hidratar tu carita de invierno y 
  • Giggleberries para acondicionar tus bajos. 

Un enero de propósitos estéticos de arriba a abajo, vaya. 👯‍♂️

HEAD TURNeR GIFT SET
68,85 €
59,95 €

Cofre para (auto)regalos para cumplir todos los propósitos. 
Con Dragon Shot, Handsomefyer y Giggleberries.

Siwon
We do cool right!


Related Posts

Introducing DRAGON SHOT: la hidratante épica anti-brillos
“It simply isn’t an adventure worth telling if there aren’t any dragons”J.R.R Tokien Empezar la aventura de tu día a...
Read More
La Sex Education que no tuvimos
¿Recuerdas aquel día en el que el profe dio clase de educación sexual? Él seguro que sí.El ritual solía ser: llegaba ...
Read More
Tus superhéroes están deprimidos
Con motivo del día mundial de la salud mental, abrimos un melón que nos apetece y acongoja a partes iguales: salud me...
Read More